Nostalgia falsa

Solo es posible visitarla en sueños. Esa realidad distinta, paralela, donde está viva. Donde las cosas son tan distintas que parecen irreales, pero al mismo tiempo se sienten verdaderas. Cuando visito, nunca pasa nada fuera de lo común. Es un almuerzo, quizás, o una tarde en la casa; y todos estamos allí. Son solo conversaciones vacuas, comentarios sobre el clima, sobre como estuvo el trabajo, pero es suficiente para llamar a la nostalgia. Nostalgia, si, de algo que nunca ha pasado. Nostalgia de una realidad que solo puede ser imaginaria. Los humanos somos así, desesperados. Un pasado irreal nos llama.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s