Pedazos de Niñez

Cuando era niño, tenía ganas de saberlo todo. Leía mucho, y creía tener un dato interesante que pocos sabían siempre a mano. Quizás creía que con eso tendría más amigos, personas que les gustara escuchar ese tipo de cosas; gente, en síntesis, parecida a mí. Un día, cuando ya tenía un grupo hecho en el colegió, me equivoqué confundiendo el nombre de un autor por otro, una confusión tan grande que todos la notaron, y desde ese momento me dieron el sobrenombre de “mula”. Entre las risas de mis compañeros sentía como se resquebrajaba mi niñez.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s